Tortitas de calabacín y maíz (receta del libro!)

Tortitas de calabacín y maíz - Receta del libro Cocina Vegana (Virginia García y Lucia Martínez)

Hoy os dejo esta receta del libro Cocina Vegana que Oberon compartió la semana pasada. Espero que os guste porque es una de las que más está llamando la atención, por lo simple y fácil que es 😉 De paso añado mis notas sobre la receta por si tenéis alguna duda al hacerla 🙂

Tortitas de calabacín y maíz - Receta del libro Cocina Vegana (Virginia García y Lucia Martínez)
Tortitas de calabacín y maíz
BigOven - Guarda la receta o añádela a la lista de la compra
Yum
Imprimir receta
Unas tortitas saladas muy fáciles de hacer, con calabacín, maíz, harina y poca cosa más 😉
Raciones Tiempo de preparación
16 tortitas 30 minutos
Tiempo de reposo
30 minutos
Raciones Tiempo de preparación
16 tortitas 30 minutos
Tiempo de reposo
30 minutos
Tortitas de calabacín y maíz - Receta del libro Cocina Vegana (Virginia García y Lucia Martínez)
Tortitas de calabacín y maíz
BigOven - Guarda la receta o añádela a la lista de la compra
Yum
Imprimir receta
Unas tortitas saladas muy fáciles de hacer, con calabacín, maíz, harina y poca cosa más 😉
Raciones Tiempo de preparación
16 tortitas 30 minutos
Tiempo de reposo
30 minutos
Raciones Tiempo de preparación
16 tortitas 30 minutos
Tiempo de reposo
30 minutos
Ingredientes
  • 1 calabacín tamaño grande, unos 550 g
  • 3 cebollas de primavera
  • 2 dientes de ajo
  • 1 taza maíz dulce escurrido
  • 2 cucharadas almidón de maíz (maicena)
  • 4 cucharadas harina integral de trigo
  • 1/2 cucharadita levadura de repostería
  • 2 cucharadas aceite de oliva aprox.
Especias y condimentos
  • 1 cucharada perejil fresco picado
  • 1/4 cucharadita hierbas provenzales
  • 1/2 cucharadita sal aprox.
Raciones: tortitas
Instrucciones
  1. Lava el calabacín y rállalo con un rallador de agujeros grandes. Ponlo en un bol grande.
  2. Lava las cebollas de primavera y pícalas muy finas. Mézclalas con el calabacín. Añade la sal y mézclalo todo. Tápalo y deja que repose al menos 30 minutos.
  3. Escurre el bol apretando bien para que salga todo el líquido posible.
  4. Pela los ajos y pícalos bien finos. Añádelos al bol y mézclalo.
  5. Agrega el resto de sal, maíz, perejil y hierbas y mézclalo bien. Puedes probarlo y añadir un poco más de sal si fuese necesario. Agrega el almidón y mézclalo bien. Añade la harina y levadura y mézclalo hasta obtener una pasta consistente.
  6. Calienta una sartén mediana-grande a fuego medio. Pon unas gotas de aceite y extiéndelas por el fondo de la sartén con papel de cocina doblado.
  7. Haz cada tortita dejando caer 2-3 cucharadas de masa y alisando la superficie. Haz las que quepan en la sartén. Procura que no sean muy gruesas. Tápalo y deja que se doren 2-3 minutos. Dales la vuelta y dóralas 2 minutos más por el otro lado. Sácalas y ve apilándolas.
  8. Sírvelas calientes o frías con salsas para acompañar.
Notas de la receta

Quitar y poner

Para hacer esta receta tal cual, como la he hecho yo, no omitas ningún ingrediente. Pero puedes hacer tu propia variación añadiendo o quitando ingredientes.
Por ejemplo:

  • Puedes cambiar la cebolla de primavera por cebolleta, partes verdes incluídas. El sabor es diferente, la cebolla de primavera es más dulzona y no huele a cebolla (por eso la recomiendo para esta receta). Si te gusta la cebolleta úsala en su lugar. También sirve un puerro pequeño (lo mismo, cambia el sabor, pero si te gusta no hay problema ;))
  • Puedes añadir alguna otra verdura que te guste, picada bien fina, por ejemplo pimientos, cebolla, coliflor, etc.
    Queda muy bien con pimiento amarillo y/o rojo, romanescu o coliflor rallada, chalotas, cebolla morada, etc.
  • Puedes cambiar las especias, por ejemplo añadiendo albahaca (preferiblemente fresca), cilantro, curry, 5 especias chinas, etc. Si usas mezclas de especias, procura que no sean muy fuertes y que tengan entre sus ingredientes algunas anisadas o dulzonas como canela, anís estrellado, hinojo, pimienta de jamaica, etc.
    Si quieres ir a lo más fácil, con perejil, tomillo y orégano quedan perfectas.
  • Se pueden hacer con harina de trigo normal en lugar de integral en caso de que no tengas. Eso sí, puedes comprar la harina integral para hacerlos otro día porque en el libro hay más recetas con ella, así que no va a ser solo para una receta 😉
    Como la harina de trigo normal contiene menos proteínas y gomas que la integral, tendrás que añadir más cantidad, aproximadamente media taza de harina.
  • Se puede hacer con otras harinas. En lugar de harina de trigo integral puedes hacerlo con harina de trigo sarraceno, harina de quinoa, mezcla panificadora sin gluten, etc. Os recomiendo usar harinas altas en proteínas para que queden mejor las tortitas.
  • Se puede omitir el maíz si no te gusta o te parece demasiado dulce. Te quedarán unas tortitas de calabacín muy ricas 🙂

Salsas para acompañar

Podéis ponerle alguna salsa por encima o al lado, como he hecho yo. Me gusta con una bechamel ligerita hecha con leche de almendras o con la salsa de estas bolitas de patata.

Problemas comunes

Para estas tortitas saladas utilizamos el calabacín rallado, el maíz entero y el resto de ingredientes picados, y añadimos el almidón y la harina para amalgamar o dar cohesión a la masa, y la levadura para unas tortitas más esponjosas. Pero como con cualquier receta, pueden surgir dudas o problemas:

  1. Mis tortitas quedan poco hechas y gomosas.
    Este es uno de los problemas más frecuentes. Hay que encontrar el punto en nuestros fogones para que se hagan bien las tortitas. Piensa que en esta masa lo que necesita cocción son los almidones y proteínas de la harina, así que las tortitas van a necesitar un tiempo en la sartén no solo para que se doren por fuera sino para que los almidones gelifiquen.
    Cuando el fuego está demasiado fuerte, las tortitas se doran muy bien por fuera pero por dentro quedan como poco hechas. Hay que bajar un poquito el fuego y dejarlas más tiempo, siempre tapadas para que se hagan antes. Al darles la vuelta, lo mismo. Déjalas un poquito más.
    Cuando el fuego está demasiado bajo, las tortitas se doran muy poco y además por dentro están poco hechas. Hay que subir una pizca el fuego y dejarlas más tiempo, también tapadas.
  2. Mi masa es demasiado líquida.
    Tras dejar reposar el calabacín hay que escurrirlo bien. No añadimos más líquidos a la masa porque con la humedad del calabacín escurrido y el resto de ingredientes es suficiente. Si por lo que sea no has escurrido el calabacín y ya has hecho la mezcla, tienes que aumentar cantidades: un poco más de maíz, sal, especias y harina. Mézclalo muy bien hasta que la masa quede cremosa.
  3. Mi masa está demasiado seca.
    Puede pasar que hayas escurrido demasiado los calabacines o que en total los ingredientes no aporten suficiente agua, pero no pasa nada, añade agua poco a poco mientras remueves y listo 😉
Comparte esta receta

2 Comments for “Tortitas de calabacín y maíz (receta del libro!)”

says:

¡Yo las hice! Son perfectas. Por poner un pero, no me salieron tantas como indica la receta, pero no importa ¡para la próxima ya lo sé! Es maravilloso eso que has habilitado en el blog para aumentar o disminuir las raciones y que automáticamente cambien las cantidades de los ingredientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *